En nuestro taller podemos ocuparnos del cambio de tus ruedas en Rubí además de otras muchas cosas relacionadas con el mantenimiento general de tu vehículo. En este post queremos dedicarnos en exclusiva al tema de los neumáticos. ¿Cuándo cambiarlos? ¿Qué consecuencias tiene circular con ellos desgastados?


Lo primero es vigilar la hendidura y la presión de las ruedas. Recuerda que se trata de elementos básicos para nuestra seguridad en carretera y que tienen una vida útil limitada que nunca hemos de desatender. En Rociauto Bosch - Autoroan te recordamos que la Dirección General de Tráfico nos insiste en que el mal estado de los neumáticos es la causa de gran parte de los accidentes de nuestras carreteras. Citábamos antes el tema de la profundidad o huella del neumático. Tiene que ser de 1’6 milímetros. Hay que revisarla con la debida frecuencia. La función de esos surcos es que los neumáticos se agarren bien al asfalto. Vigilar esto nos puede alertar además de un eventual problema de tracción además de que evitará que suframos el peligroso el aquaplannig. Es lo que pasa cuando, con las ruedas con el dibujo muy gastado, se pasa por encima de una zona con agua perdiendo en consecuencia la capacidad de agarre pudiendo llegar a perder el control del coche. 


En cuanto a la presión de los neumáticos, inflarlos demasiado reduce la superficie de contacto con el asfalto y nos hace perder agarre. Inflarlos poco hace que se  sobrecalienten y que se desgasten más rápidamente. Por todo lo anterior insistimos en que el cambio de tus ruedas en Rubí es algo esencial que no podemos desatender por una cuestión de estricta seguridad.